Amistad con derechos: Tips para tener una nueva experiencia

Por favor ten en cuenta estos consejos si quieres vivir una experiencia agradable sin compromiso

Amistad con derechos: Tips para tener una nueva experiencia

Amigo(a) con derechos es una tendencia no reciente, pero tampoco podemos decir que es antigua como si se tratase de la época pre colonial, sin embargo el transcurrir del tiempo ha venido modificando ciertos patrones o por decirlo más escuetamente, “las reglas del juego”.

Lo primero que hay que tener presente es que esto es una relación casual, un intercambio corpóreo de sensaciones en una cama o un departir de un trago antes de…, pero acá comienza todo y le dejo unas normas que le ayudará con esa persona que busca lo mismo que usted.

1. Conocer bien ese prospecto de “amigo(a) con derechos”: El sexo con alguien que acabas de conocer es muy diferente al que tendrás con ese “amigo(a)”. Recuerda que es una relación libre de ciertos prejuicios y obligaciones, por tanto debe gustarte mucho físicamente y tener las cosas claras antes de comenzar esos encuentros orgásmicos, adicional a esto debe ser una persona interesante con quien puedas tener una charla amena, con quien tus noches de rumba sean únicas antes de llegar a un motel, o como se conoce coloquialmente, apartamento sin cocina. De lo contrario solo durará una semana y sería un `polvo` más.

2. Recuerda que es sexo y no amor: Suena cínico pero es una cruda realidad y no pretendas que la otra persona sea tierna, gentil y tenga detalles románticos contigo, es difícil, lo sabemos, pero así tiene que ser. No debes esperar que te llame para informarte qué hace, dónde está, que te diga cosas lindas porque estarías errando y lo que quieres es una relación seria y estable, cambiando por completo la relación de cama.

3. Encuentros casuales: Cuando estás en una relación con derechos debes tener claro que los encuentros prolongados con esa otra persona hace que experimentes una necesidad y empieces a querer algo más allá. Puedes evitarlo saliendo una vez por semana, si pasa más de un mes sin saber de esa persona, está bien porque no se desarrollan sentimientos de estar con él (ella) y hacer cosas de pareja tradicional.

4. Define el tiempo de acabar y nada de reclamos: Todos hemos pasado por esto de los “amigos con derechos” pero hay que identificar esos momentos en los cuales ya es necesario decir adiós. El primero radica cuando ya no disfrutas el sexo con esa persona y se vuelve algo monótono a tal punto que pierdes el interés y tranquilo(a), que es muy sencillo decir "chao y te peinas", llegará alguien más, ten presente que no necesitas “alimentar la llama de la pasión”. También cuando aparecen los reproches y escenas de celos; no hay nada más ridículo y cursi que un reclamo de tu compañero de kamasutra. Y cuando alguno de los dos ha solucionado sus cosas sentimentales y decide dar un paso al costado porque encontró en alguien más lo que muchos denominan “amor”.

5. Cuídate en salud: Para terminar y no menos importante está tú salud sexual y emocional, por consiguiente es bueno el uso de preservativos, recuerda que ante un embarazo o una enfermedad es mejor prevenir que lamentar.

Teniendo claras estás normas, estarás preparado(a) para disfrutar de una relación clandestina que a nadie le importa. Dicho esto nos quedan las principales premisas: “Hay que portarse mal, para pasarla bien” y “Gozar y hacer gozar”.

Querido lector(a)… ¿Ya tienes tu prospecto de “amigo con derechos”?

Escrito por:  Alexander Triana Yanquén - @lextriana25


 


Comentarios