Kylie Minogue critica la obsesión del mundo de la música con la 'eterna juventud'

Al igual que otras figuras de la industria de la música que se acercan o han atravesado la barrera de los cincuenta, la australiana se ve obligada a justificar innecesariamente su deseo de seguir siendo relevante en el plano artístico

Kylie Minogue critica la obsesión del mundo de la música con la 'eterna juventud'

Al igual que otras artistas veteranas como Madonna o Cher, la incombustible Kylie Minogue ya no puede disimular el aburrimiento que le provocan todas aquellas preguntas que, directa o indirectamente, cuestionan su decisión de mantenerse activa el mundo del pop una vez alcanzada una edad determinada. Y es que, a su juicio, ciertos sectores de la opinión pública y de la industria de la música siguen proyectando una obsesión insana con el mito de la "eterna juventud" pero, curiosamente, solo en lo que respecta a las mujeres.

"Hay que tener muy claro que es imposible rejuvenecer. No paran de preguntarme qué se siente al tener mi edad en este negocio, y ese tipo de preguntas perpetúan el mito de la eterna juventud y, sobre todo, que ser mayor no es aceptable en este mundo. Eres quien eres, y cada vez que me preguntan cómo me sentía cuando tenía 18 años y estaba empezando en esto, pienso que a los hombres no se les hace este tipo de preguntas. Ni se les dice nada por ser jóvenes, mayores, o por lucir de una manera concreta", ha explicado al semanario 'You'.

Aunque la diva australiana también admite que le preocupan -hasta cierto punto- tanto su apariencia como las limitaciones físicas que pudieran derivarse del inevitable paso del tiempo, su inquietud no va en ningún momento ligada a un supuesto deseo de contentar a los ejecutivos de las discográficas o al público más joven, sino más bien al de sentirse a gusto consigo misma.

"Estaría mintiendo si dijera que nunca he pensado en lo que supone para mí hacerme mayor. Hoy mismo me estaba viendo en el espejo mientras me maquillaban, y le dije al chico que necesitaba hacer algo con mi piel. Y por eso digo que ni estoy a favor ni en contra de la cirugía estética, cada una debe hacer lo que necesite para ser feliz y sentirse cómoda consigo misma", ha asegurado en la misma entrevista para revelar, justo a continuación, que en su camino hacia la madurez vital no dudará en seguir el ejemplo de su "ídolo" Jane Fonda.

"Uno de mis grandes ídolos es Jane Fonda, y creo que la forma en que ella lidia con el tema de la edad es admirable porque no se ve limitada por ella y se acepta tal como es. Creo que fue ella la que dijo en una ocasión: 'Es 80 por ciento genética, 10 por ciento cuidarse al máximo y otro 10 por ciento contar con un buen cirujano'. Así que creo que, cuando me llegue el momento, arrancaré una hoja del libro de vida de Jane y seguiré sus consejos", ha sentenciado.


Comentarios