los40 menu

  • LISTA DE LOS40
  • PROGRAMAS + -
  • VÍDEOS
  • PODCAST
  • LENTE LOS40
  • ARTISTAS
  • ESTILO
  • Iker Casillas renuncia temporalmente a jugar con el Oporto

    El club portugués ha anunciado que el madrileño trabajará en la directiva del equipo mientras consolida su recuperación tras el infarto de miocardio que sufrió el pasado mayo.

    Iker Casillas renuncia temporalmente a jugar con el Oporto

    Aunque hace unas semanas se reincorporó junto al resto de sus compañeros a la disciplina del Oporto, el equipo en el que milita desde el año 2015, para empezar a preparar la próxima temporada 2019/20, lo cierto es que el futbolista Iker Casillas no pisará de momento el terreno de juego y, en su lugar, trabajará con la directiva del club luso al tiempo que consolida su recuperación tras el infarto de miocardio que sufrió el pasado mes de mayo.

    Así lo ha anunciado el propio club a través de un comunicado publicado tanto en las redes sociales como en su página web, una nota en la que ha calificado de "temporal" la nueva misión que se le ha encomendado al deportista y, por tanto, dejando la puerta abierta a un posible regreso del madrileño a la portería, una circunstancia que dependerá de los progresos realizados en el marco de su tratamiento.

    "Iker Casillas formará parte del personal directivo del equipo mientras se recupera de su problema de salud", reza un extracto de la información compartida por el Oporto, la cual incluye declaraciones del propio Iker en las que ofrece ciertos detalles sobre la labor que desempeñará a partir de ahora. "Voy a ejercer de enlace entre el equipo y el club para que todos podamos hacer una gran temporada", ha aseverado.

    En las últimas semanas, el también marido de la periodista Sara Carbonero, con quien tiene a sus pequeños Martín y Lucas, se había expresado con bastante optimismo sobre el (por otro lado) largo y exigente camino que estaba atravesando a fin de volver a la normalidad. Y es que, pese a reconocer que su futuro deportivo se veía fundamentalmente marcado por la incertidumbre, Iker valoraba positivamente todos los pequeños pasos que estaba dando en la buena dirección.

    "Dos meses después del 'sustillo'... ¡Aquí estoy para reencontrarme con mis compañeros del Oporto!", escribía entusiasmado a principios de mes junto a una foto que le retrataba ataviado ya con su camiseta de entrenamiento.


    Comentarios